Si tienes acidez más de dos veces por semana, es posible que tengas enfermedad por reflujo gastroesofágico y debas ir al médico.

Ocurre cuando el ácido del estómago regresa hacia el esófago, el tubo que transporta la comida desde la boca hacia el estómago.

¿Qué causa la acidez?

El embarazo, algunos alimentos, las bebidas alcohólicas y algunas medicinas pueden. El tratamiento de la acidez es importante porque con el transcurso del tiempo, el reflujo puede dañar el esófago. Las medicinas sin receta médica pueden ayudar. Pero si ésta persiste, es posible que necesites medicinas más fuertes o una cirugía.

Acidez gástrica

Es una sensación de ardor justo debajo o detrás del esternón y que generalmente proviene del esófago. El dolor suele originarse en el pecho y puede irradiarse hacia el cuello o la garganta.

Normalmente, cuando el alimento entra al estómago, una banda de músculos que se encuentra al final del esófago, denominada esfínter esofágico inferior o LES, cierra dicha parte.

Si esta banda no logra cerrarse bien, los contenidos del estómago pueden devolverse (reflujo) hacia el esófago. Este material parcialmente digerido puede irritar el esófago, causando acidez y otros síntomas.

La acidez gástrica es más probable que ocurra si tienes una hernia hiatal, que se da cuando la parte superior del estómago protruye hacia arriba dentro de la cavidad torácica. Esto debilita el esfínter esofágico inferior y facilita el reflujo de ácido desde el estómago hacia el esófago.

Cuidados en el hogar

Trata la acidez gástrica, en especial si sientes síntomas con frecuencia. Con el tiempo, el reflujo puede dañar el recubrimiento del esófago y ocasionar problemas serios. La buena noticia es que el hecho de hacer cambios en sus hábitos puede ayudar a prevenir la acidez gástrica y otros síntomas de la enfermedad de reflujo gastroesofágico.

Los siguientes consejos te ayudarán a evitarla y con otros síntomas del reflujo gastroesofágico. Si estas medidas no funcionan, acude con el médico.

Evita los alimentos y bebidas que puedan desencadenar el reflujo

  • Alcohol
  • Cafeína
  • Bebidas carbonatadas
  • Chocolate
  • Jugos y frutas cítricas
  • Menta y yerbabuena
  • Alimentos condimentados o grasos; productos lácteos ricos en grasa
  • Tomates y salsas de tomate

Más consejos

  • Trata de cambiar tus hábitos alimentarios y evita agacharte o hacer ejercicio inmediatamente después de comer
  • Evita comer o recostarse entre 3 a 4 horas antes de irte a dormir. Acostarse lleno hace que los contenidos del estómago ejerzan más presión sobre el esfínter esofágico inferior.
  • Ingiere comidas pequeñas.

Cambios en tu estilo de vida que pueden ayudar

  • Evita el uso de correas o vestimentas apretadas alrededor de la cintura, obstruyen el estómago y pueden forzar los alimentos a devolverse.
  • Baja de peso, si tienes sobrepeso. La obesidad aumenta la presión abdominal, lo cual puede hacer que los contenidos del estómago se devuelvan al esófago. En algunos casos, los síntomas de la enfermedad de reflujo gastroesofágico desaparecen después de que una persona con sobrepeso pierde de 4 a 7 kilos.
  • Duerme con la cabeza levantada unos 15 cm, así el estómago reduce la posibilidad de que los alimentos digeridos se devuelvan al esófago. Coloca libros, ladrillos o bloques de manera debajo de las patas de la cama en la parte de la cabecera o pon una almohada en forma de cuña debajo del colchón. Dormir con almohadas extra NO funciona bien para aliviar el reflujo o la acidez, debido a que usted se puede salir de las almohadas durante la noche.
  • Dejar de fumar. Los químicos en el humo del cigarrillo debilitan el esfínter esofágico inferior.
  • Reduce el estrés. Intenta con yoga, tai chi o meditación.

¿Tú o tu familia padecen constantemente de acidez o reflujo? ¿Cómo alivian este padecimiento?