Usar un baño público no es solo una ocasión para guardar silencio y fortalecer los músculos de las piernas. También es un desafío de etiqueta hasta para los viajeros más experimentados y las personas más educadas.

Aquí está lo que necesitas saber para enfrentar con gracia hasta la situación más incómoda.

Te recomendamos leer: El hombre de los modales perfectos

1. Da un poco de espacio

“No te aglomeres”, dice Sharon Schweitzer, experta en etiqueta. “Si hay varios cubículos disponibles, no uses uno situado junto a otro que esté ocupado. ¿Te parece exagerado? No lo es. Es muy incómodo tener que ir a un baño público para que, además, un extraño reduzca la poca privacidad disponible.”

mujeres-baño

2. Jamás uses el cubículo de las personas con capacidades diferentes

No, a menos que tú seas una de ellas. Nunca sabes si alguien lo necesitará mientras lo estés usando, y no te gustaría que lo mismo te pasara a ti.

wc-personas-capacitadas-diferentes

3. No es un buen momento para dar la mano

“Un apretón con las manos húmedas es desagradable, pero es peor cuando no sabes con qué líquidos se mojaron. Así que, si tienes que hacerlo, solo saluda”. Sin embargo, la etiqueta para el uso del baño indica que no hay que conversar de cubículo a cubículo o cuando se usa el mingitorio. Esto es todavía más importante en la oficina, cuando no sabes si un colega (o un supervisor) está en el cubículo de junto y podría escuchar cualquier queja o chisme que cuentes.

4. Concéntrate en lo que estás haciendo

Quizá domines la etiqueta para el uso del baño, pero es muy probable que los demás no lo sepan. Schweitzer sugiere: “Cuando estés en el lavabo o secándote las manos, evita mirar a los ojos a los demás. ” Mantén la cabeza baja y concéntrate en tu propia higiene.

lavarse-las-manos

5. Guarda tu teléfono

Schweitzer opina que es una de las peores faltas de educación en un baño público. “Nunca saques tu teléfono en un baño público. En esta época de redes sociales, muestra muy poco criterio.” Si quieres aprovechar el tiempo para consultar tu correo, limítalo a cuando estés dentro del cubículo. Ya es molesto tener que esperar en fila para que alguien atrás de ti esté usando su teléfono.

telefono-en-el-baño

6. No acapares el papel

A todos nos ha tocado el cubículo donde hay poco papel, y Schweitzer propone ser generosos. “En esta situación, es perfectamente aceptable pedir en voz baja papel de baño al cubículo de junto. También es correcto que, si puedes compartir el papel disponible en tu cubículo, lo hagas. Y si ves que ya casi se acaba el papel, trata de dejar un poco para la persona que entrará después.

Te recomendamos leer: Cómo ser cortés sin ser descortés

papel_higienico

7. ¡Silencio!

“Si el baño está totalmente vacío y tienes problemas estomacales, haz lo que tengas que hacer, pero intenta ser lo más silencioso posible”, dice Jason Danbury, gerente de un hotel en Galveston, Texas. “Si hay al menos otra persona en el baño, intenta mantener las percusiones al mínimo. Sin embargo, por alguna razón el sonido de los líquidos sí es aceptable“.

Tomado de Readers Digest 8 Unspoken Etiquette Rules for Using a Public Restroom

¿Alguna vez imaginaste usar modales al utilizar un baño público?